Peña se va con el 50.4% de sus compromisos no cumplidos

Esta mañana el presidente de México, Enrique Peña Nieto, emitió un mensaje a los medios de comunicación con motivo de la presentación de su sexto informe de gobierno. El último de su administración como titular del Poder Ejecutivo.

La presentación de este documento es, en apariencia, una muestra palpable del avance  en el cumplimiento de objetivos que fueron trazados en un México que, a lo largo de los últimos seis años, se enfrentó a problemáticas sumamente delicadas.

Sin embargo, ¿cuántos de estos objetivos realmente fueron alcanzados durante la vigente administración?

El globo llamado “compromiso por México”

A finales de 2011 y principios de 2012, el entonces gobernador con licencia del Estado de México, Enrique Peña Nieto, fue postulado por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) para competir por la presidencia de México en las elecciones federales de hace seis años.

Una coalición que fue bautizada bajo el nombre de “Compromiso por México“, que se dedicó a establecer compromisos “ante notario” de las acciones que el presidente de México llevaría a cabo durante su administración, en caso de ganar las elecciones presidenciales.

¿Quién no recuerda alguno de los siguientes spots?

La realidad es que, en el ocaso de su administración, el presidente Peña Nieto no completó ni siquiera la mitad de sus compromisos. Un balance final de lo que puede ser identificado como un gobierno mediocre del Revolucionario Institucional.

El mediocre EPN

Con esto en mente y a la luz de los resultados de una investigación elaborada por los especialistas del periódico Sin Embargo,  Enrique Peña Nieto se irá con 132 de los 266 compromisos firmados ante Notario Público sin cumplir y sin explicaciones de por qué no los lograron.

De acuerdo con la publicación, en los primeros 18 meses de gestión, EPN había entregado 4.5 por ciento de avance en el cumplimiento de sus compromisos y un total de 4.8. al perminar este periodo.

Cuando llegó 2015, tenía el 10.52 por ciento. Un año después, 22.9 por ciento. En 2017, había cumplido el 38.35 por ciento. Hubo lentitud en los primeros años y acelere a partir de 2016. Aun así no alcanzó ni la mitad.

Este es el resultado de la observación de SinEmbargo durante el sexenio que está por expirar, apoyada en estudiosos académicos y solicitudes de información mediante el INAI. Es el último paisaje del país después del Gobierno del hombre cuya palabra clave fue “compromiso” (a través de la frase “Te lo firmo y te lo cumplo” que le sirvió como lema de campaña).

Imagen: Commons

EP

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s